Consejos - Su hijo y sus lecciones

 

por John M. Zeigler, Ph.D. y Nancy Ostromencki
Rio Rancho, Nuevo Mexico EUA

  S
 

u hijo y sus lecciones

¿Cuándo debe empezar mi hijo sus lecciones de piano?

Cómo los padres pueden apoyar a un estudiante de piano

¡Mi hijo quiere dejar de estudiar piano!

Técnicas de práctica sugeridas

 

 

 

¿Cuándo debe empezar mi hijo sus lecciones de piano?

Muchas de las preguntas que nos hacen son sobre nuestra opinión de cuándo se considera que un niño está listo para empezar a tomar clases de piano. Aun cuando no hay reglas fijas o establecidas, sí hay algunos indicadores que pueden ayudarle a determinar si su hijo está listo para empezar.

No se puede mágicamente juzgar si un niño "está listo" para sus lecciones en un determinado momento. Más importante es considerar que el niño necesita tener contacto con la música desde muy temprana edad - desde su primer día de vida es un buen punto de partida. No importa si usted desea hacer de él un genio musical o si simplemente quiere que su hijo disfrute con los maravillosos sonidos de la música seria. Quizá lo mejor y más sencillo que puede hacer para preparar a su hijo para estudiar música es exponerse juntos, usted y su hijo, a la música clásica, jazz y otras formas musicales serias y bien ejecutadas. La apreciación de la buena música le ayudará a captar y mantener el interés de su hijo.

Será maravilloso para su hijo el escuchar las Sonatas para Violín de Bach, los Estudios de Chopin, La Flauta Mágica de Mozart, o la Sinfonía Pastoral de Beethoven, así como los sonidos de jazz e improvisaciones de Art Tatum, Oscar Peterson, Chick Corea, George Shearing o Gary Burton. No necesita uno invertir miles de dólares en una amplia colección de discos; el sintonizar una estación de radio en donde se transmita a los grandes compositores clásicos y de jazz es una excelente manera de desarrollar el conocimiento y el gusto por la buena música. Ya con los patrones rítmicos, las armonías y las ideas melódicas bien establecidos en el oído musical del niño, el paso al aprendizaje de la música será un proceso más fácil ya que el niño puede identificar una meta bien definida en el estudio de las lecciones.

Hay opiniones variadas respecto a cuándo debe el niño empezar "oficialmente" con sus lecciones. Tómese el tiempo suficiente para considerar el hecho de que entre más joven esté el niño cuando empiece sus lecciones, más involucrado tendrá que estar usted en ayudar activamente durante el tiempo de práctica, en asistir a las lecciones e involucrarse en éstas. Generalmente, el niño debe ser capaz de reconocer los números del 1 al 5, y entender la correlación entre los números en la página y los números de los dedos. Si el niño sabe las letras del alfabeto de la A a la G, es todo lo que se requiere en los principiantes. La mayoría de los libros para principiantes dedican mucho tiempo a reforzar estas habilidades, por ésto no se preocupe demasiado si su conocimiento no está siempre perfectamente claro. Su hijo debe ser capaz de permanecer sentado de 10 a 15 minutos, concentrado en disfrutar al piano. Bajo ninguna circunstancia debe esperar que un pequeño sea capaz de sentarse al piano por más de 10 a 15 minutos y concentrarse en un concepto musical. Si su hijo es capaz de hacer ésto, considerar que su hijo puede empezar a tomar lecciones de música provechosas.

Muchos padres se sienten muy frustrados porque esperan que su hijo sea capaz de concentrarse por períodos más largos de tiempo. El niño simplemente no puede, y el tiempo de las lecciones y de las prácticas se vuelven una tortura. Hay muchos conceptos musicales que pueden ser enseñados por medio de movimientos físicos hacia un lado y otro del piano, por ejemplo tocar en el lado más grave o más agudo, subiendo y bajando por el teclado diciendo en voz alta los nombres de las notas, buscando todos los grupos de dos y/o tres teclas negras, o identificando las teclas naturales en el piano. El ritmo puede ser enseñado de un modo muy activo, haciendo que el niño aplauda y/o marcando el tiempo de alguna notación rítmica. Si el maestro de su hijo no hace ésto con él, puede hablar con el maestro sobre estos ejercicios o hacerlos usted en casa con su hijo antes de su lección formal.

Hay excepciones sobre la determinación de la edad que deben tener los niños para empezar formalmente con sus clases. He tenido estudiantes excelentes que han empezado antes de los tres años. Otros estuvieron listos más tarde. No permita que sus expectativas y deseos sean los únicos factores determinantes sobre cuándo debe comenzar su hijo con sus lecciones o qué tan rápido deben desarrollarse éstas. La frustración más común entre los padres se dá porque han olvidado que su hijo está tomando las lecciones y haciendo sus ejercicios. Recuerden que su hijo es un niño, no un adulto en miniatura. El maestro de su hijo también debe reconocer ésto que parece obvio, pero que es frecuentemente pasado por alto como un hecho real. Cuando se entreviste con el maestro primera vez, observar cuidadosamente el nivel de paciencia que muestra con su hijo y su habilidad para generar interés en el niño. Si el maestro no puede acoplar a las necesidades y a las características de su hijo, busque otro maestro.

Aunque no es obligatorio que el estudiante principiante tenga un piano acústico, es ciertamente benéfico que se cuente con él para que el niño pueda experimentar y crear. Si el dinero es un factor que lo impida, hay muchos lugares en donde se pueden rentar (no tiene que ser un piano de cola). Si decide obtener en un principio un teclado electrónico, las teclas deben ser del tamaño estándar de un piano acústico y que sean sensibles al tacto, porque casi todos los métodos para principiantes introducen los conceptos tales como forte (fuerte) y piano (suave) después de algunas lecciones. Asegúrese de que el lugar en que practique cuente con iluminación y ventilación adecuadas, y un asiento firme y seguro. Se pueden encontrar bancos para piano en ventas de bazares o de garage, si es que su piano no tiene ya su banco. Si tiene un piano acústico, por favor asegúrese de que esté bien afinado; afinarlo dos veces al año. Recuerde que mucho del tiempo de un niño está dedicado a explorar cosas y conceptos nuevos, por lo que entre más parecido sea su lugar de práctica en la casa al estudio, el niño se verá atraído a saciar su instinto de exploración en casa.

Es importante que se mantenga una comunicación abierta con el maestro de su hijo sobre cómo va avanzando en sus lecciones. Esto se aplica a estudiantes de todas las edades, pero especialmente para los más jóvenes. Si después de un tiempo de estar tomando lecciones el maestro siente que lo mejor para su hijo es dejar las lecciones por un tiempo y esperar un poco antes de reanudarlas, generalmente es bueno aceptar este consejo en vez de forzar la situación o crear una experiencia negativa en su hijo. Espere de seis meses a un año antes de reiniciar las lecciones; esto no significa que su hijo nunca estará listo otra vez. No debe pensarse nada negativo sobre el esperar un poco. Mientras tanto, mantenga música fluyendo en casa, que se sigan escuchando esas notas. Más tarde puede reiniciar las lecciones de su hijo, conservando todavía interés y deseo de aprender.

Si la exposición previa a la música ya ha tomado mucho tiempo, y si los padres tienen expectativas razonables en que sus hijo tome lecciones, deben tomarse éstas como una esfuerzo de toda una vida en la que todos estarán involucrados. Siempre siéntase con la libertad de comunicarse honesta y abiertamente con el maestro de música de su hijo si es que hay alguna duda o pregunta sobre lo que debe hacerse, o si las cosas no están yendo tan bien como uno lo desea. Sin embargo, por favor considere que muchas de estas discusiones deben hacerse sin el niño, quizá concertando una cita ya sea telefónica o personalmente con el maestro, sin que el niño esté presente.

Top of page! Empezar | Padres | Dejar el Piano | Técnicas de Práctica | Regresar a la página de Consejos | Regresar a The Piano Education Home Page

Cómo los padres pueden apoyar a un estudiante de piano

Muchos músicos exitosos recuerdan la influencia y motivación de sus padres como el factor más importante en provocar su propio interés en la música seria. Ya sea que su hijo haga una carrera de músico o no, sus esfuerzos en acercar a su hijo el mundo de la música hará que su vida sea más completa y más feliz. Usted puede ayudar a que su hijo aprenda con mayor rapidez y disfrute más de sus lecciones por medio de estos sencillos consejos:

  • Involúcrese en la enseñanza de piano de su hijo. Discuta con su maestro sobre el tipo y el grado de participación que sea mejor para su hijo. Necesita usted ir a las clases?, y de ser así, qué tan seguido?. Debe usted supervisarlo o darle lecciones de práctica suplementarias?, de ser ésto requerido, de qué manera debe llevarse a cabo?. Comuníquese seguido con el maestro de su hijo para comprobar sus avances y conocer lo que usted puede hacer para apoyar el proceso de su enseñanza.
  • Anime a su hijo lo más que pueda. Alabe todos sus esfuerzos y sus logros. Aun si sus hijo no aprende tan rápido como otros, a la larga, el trabajo duro va a determinar el resultado final. No hay menor manera de fomentar la realización de un trabajo pesado que reconociendo el esfuerzo. Trate de expresar interés en lo que su hijo está haciendo, aún si usted se está cansando de escuchar "Palitos Chinos". Anime a su hijo a que toque ante la familia y amigos en un ambiente relajado.
  • Evite las críticas negativas. La mayoría de nosotros respondemos mejor a la ayuda amable y cariñosa que a la crítica indirecta. Si su hijo no parece estar animado o cooperativo, puede ser que necesite más ayuda, ánimo y apoyo. El castigo generalmente no es una solución a largo plazo.
  • Asegúrese de que su hijo sabe que usted considera a la música un compromiso serio. Programe el tiempo de práctica de piano de su hijo con la misma regularidad con la que programa las actividades deportivas u otras actividades. Considere que deben evitarse, en lo posible, las distracciones durante las sesiones de práctica. Si el piano se encuentra en la sala, trate de limitar el acceso a esta habitación durante el tiempo designado para la práctica. Si su hijo no ha podido practicar por cualquier motivo, no cancele las lecciones. Si cree que se está disminuyendo el interés de su hijo por sus lecciones de piano, lo mejor que puede hacer es discutir este problema con el maestro de su hijo, a menudo esto puede solucionarse con una estimulación adecuada y la supervisión conjunta de usted y de su maestro.
  • Ofrezca tanta riqueza cultural como le sea posible. La experiencia de escuchar música sin la presión de tocar las notas correctamente puede ampliamente acrecentar el gusto de su hijo por la música en general y por sus lecciones en particular. Vaya con su hijo a conciertos cada vez que le sea posible. Familiarice a su hijo con los trabajos de los grandes maestros tocando su música en casa. En la actualidad la tecnología de las computadoras, especialmente con la llegada de los discos compactos, ha hecho posible el explorar la buena música de modo que sea divertida para toda la familia. Si tiene una computadora equipada con un CD-ROM, pruebe alguno de los diferentes programas de este tipo.
Top of page! Empezar | Padres | Dejar el Piano | Técnicas de Práctica | Regresar a la página de Consejos | Regresar a The Piano Education Home Page

¡Mi hijo quiere dejar de estudiar piano!

Es muy común en los niños, usualmente cuando están a la mitad de sus años en la escuela, que empiecen a perder temporalmente el interés en sus lecciones de piano. Si se les permite que dejen las lecciones ellos generalmente lo lamentan años más tarde. Es posible ayudar a que su hijo pase por este período difícil sin tener que tomar una decisión que más tarde deseen no haber tomado y para la que no están preparados debido a corta edad y limitada experiencia. Creemos firmemente que estos niños dicen saber lo que quieren cuando están en la escuela secundaria o preparatoria, pero realmente no saben exactamente lo que van a perder si dejan el estudio del piano. Hemos tenido muchos alumnos adultos de piano quienes lamentan haber dejado el piano, y ahora se dan cuenta de la decisión tan tonta que hicieron en su adolescencia.

Algo que funciona generalmente bien para mantener a los niños en sus lecciones de piano es llegar a acuerdos de intercambiar las lecciones por algún tipo de privilegio o premio (algunas veces conocido como "reforzamiento positivo", o como "soborno"!). Este tipo de premios no tienen que ser monetarios o materiales. Por ejemplo, un trato posible puede ser dejar que su hija se haga agujeros en la orejas para usar aretes a cambio de continuar las lecciones de piano por tres años más. De manera similar, puede premiar las lecciones y las participaciones en recitales y concursos, sin importar si su hijo gana o no.

Muchos maestros pueden ayudar también en este proceso al premiar a sus estudiantes. Algunos maestros invitan a cenar al estudiante y a sus padres después de un concurso para celebrar la ocasión. Otros le pueden dar una playera del "equipo" cuando viajen con un grupo de estudiantes para competir en un concurso. Su maestro puede también ayudar modificando el repertorio, dentro de límites específicos, para ajustarlo al gusto de su hijo durante esos años difíciles. Gershwin y Chopin pueden llamar más la atención a los adolescentes que Bach o Beethoven y puede ser musical y educativamente válido ponerse estas metas en el aprendizaje. Como el desarrollo y la aprobación social son tan importantes durante estos primeros años de la adolescencia, pida al maestro de su hijo adolescente que trate de fomentar las oportunidades para participar con otros jóvenes para tocar música de cámara, duetos o cualquier actividad musical en grupo que enfatice el aprendizaje de la música clásica. Normalmente, ésto no incluye la participación en la banda de la escuela, desafortunadamente. El principio de esta guía es el encontrar el modo de que la experiencia musical sea divertida, emocionante y nueva, como todas esas otras actividades que compiten por el interés y el tiempo de los adolescentes.

Cualquiera que sea el sistema de premios que escoja, que quede claro a su hijo que éste debe ser un acuerdo de buena fe entre ustedes los padres y su hijo. La práctica regular y la asistencia a las lecciones son tan importantes para el cumplimiento del acuerdo como admitir los privilegios. Para que esto funcione, el niño tiene que saber que si hace trampa al final del contrato, usted ya no confiará en él en situaciones similares en el futuro y que puede perder esos privilegios que ya haya ganado. Estos acuerdos no sólo mantienen a su hijo tomando sus clases de piano, sino que también refuerzan su carácter y responsabilidad para su futuro.

A pesar de sus mejores esfuerzos, su hijo puede negarse a cooperar. Debe forzar a su hijo a continuar con las lecciones? Cada situación es individual, por lo que no podemos decirle exactamente qué hacer. Sin embargo, si esto sucede, se sugiere una consulta con el maestro, quien debe se capaz de volver a formar su interés cambiando el repertorio, usando herramientas de enseñanza computarizadas, estableciendo las oportunidades de tocar en grupo con otros jóvenes de su edad, o buscar otros incentivos basados en el conocimiento que tiene de su hijo. El dejar que si hijo simplemente deje las lecciones no es la mejor manera de manejar a un niño que se muestra decidido a no cooperar. Esta decisión debe tomar sólo como el último recurso e involucra una consulta extensa con el maestro.

Finalmente, una palabra sólo para ustedes los padres: ánimo, vale la pena! Dénse una palmada en la espalda por reconocer y manejar el asunto. Lo más seguro es que sus hijos se lo van a agradecer cuando crezcan un poco por haberlos animado a permanecer en sus lecciones.

Top of page!Empezar | Padres | Dejar el Piano | Técnicas de Práctica | Regresar a la página de Consejos | Regresar a The Piano Education Home Page

Técnicas de práctica sugeridas

Uno puede aprender más rápido y más fácil si sigue algunos consejos simples. Estos sugerencias no le toman mucho tiempo y son fáciles de llevarse a cabo si programa tiempo para ellas en su día, de modo regular. La cosa más importante que recordar sobre las prácticas es que lo que cuenta no es cuánto tiempo pasa practicando, sino lo bien que lo utiliza. Si practica varias horas al día y simplemente repite los mismos errores cada vez, no está practicando eficientemente.

  • Tómese el tiempo para leer su libro de tareas. La tarea específica y los ejercicios sugeridos están proyectados para asistirlo en las prácticas.
  • Cuando practique, asegúrese de que en el ambiente no haya distracciones ni ruido. Apague la televisión, prenda la contestadora del teléfono y procúrese un ambiente tranquilo para trabajar.
  • Asegúrese de que la música esté legible; en otras palabras, que la iluminación sea buena.
  • Disponga de un tiempo específico cada día para trabajar al piano, y sujétese a este programa. Si usted es una persona matutina, trabaje en las mañanas. Evitar o retrasar su trabajo al piano solamente provocará que le falte tiempo de estudio.
  • A diferencia del estudio para otros exámenes, la práctica del piano no puede dejarse para el último minuto o para el día previo a la lección. Planee el tiempo para practicar todos los días.
  • No trate de aprenderse una pieza de una sola vez; divídala en secciones y practique cada sección hasta que la pueda tocar sin errores tres veces seguidas. Entonces pase a la siguiente sección.
  • Recuerde el valor de tomar una sección lentamente, asegurándose de que toca todas las notas correctamente y que puede contar durante las secciones difíciles. Preocúpese de tocar en tempo cuando las notas y el ritmo ya los pueda tocar bien.
  • Una manera muy valiosa para saber si uno ha aprendido bien una pieza es estudiarla lo suficientemente bien para ser capaz de tocar cualquiera de las dos manos independientemente y empezando en cualquier punto de la partitura. Cuando usted puede hacer eso, puede empezar trabajar en la musicalidad de la pieza.
  • Aprender una nueva pieza de música es un trabajo duro. Prémiese usted después de una buena sesión de práctica tocado una pieza familiar y favorita sólo por el placer de tocarla. Piense en esto como el postre después del plato fuerte.
  • Sobre todo, no simplemente repita los errores. Utilice la práctica para trabajar en corregir los errores, no en reforzarlos al repetirlos continuamente. Cuando repite los errores, éstos se vuelven mucho más difícil erradicar más tarde.
  • Tome las sugerencias de su maestro seriamente. Después de largos años de aprendizaje y experiencia en la enseñanza, las sugerencias de su maestro deben resultar exitosas si son seguidas.
  • De ser posible, participe en conciertos y recitales en el estudio de su maestro, aunque sea sólo por participar. Se puede aprender mucho de estas ejecuciones tanto suyas como al escuchar a otros.
  • Asista a cuantos recitales y conciertos le sea posible. Con la gran cantidad de organizaciones musicales que patrocinan conciertos, hay una amplia oportunidad de escuchar música. Nuevamente, mientras más escuche, obtiene más conocimiento de los conceptos musicales.
  • Lea biografías de compositores, músicos ejecutantes y conductores. También, rente películas que estén relacionadas con la vida de músicos. Hay muchas películas y libros maravillosos disponibles, que realmente nadie tiene excusas para no conocer más sobre los compositores, sus vidas y su música. Si no puede encontrarse un tiempo para leer libros, los discos compactos con música clásica y los discos usualmente tienen información útil e interesante sobre compositores, la estructura musical y las ideas expresadas, y las grabaciones de sus ejecutantes.
  • Obtenga un diccionario de terminología musical. El diccionario le dará el significado de los términos italianos (por ejemplo, Allegro vivace o Molto espressivo) que se utilizan en las partituras para indicar cómo debe tocarse la pieza musical y cómo se debe oír. Se dará cuenta de que su ejecución de la música mejorará más rápidamente si entiende cómo quiso el compositor que la música sonara desde un principio. Esta información también la puede obtener aquí en La Repisa de Referencias Musicales.
 
 
Pagina creada: 23/09/97
Ultima actualización: 30/01/15
 
Políticas (en Inglés) Creditos Comentarios Reimpresiones (en Inglés)
 

Reprinting from the Piano Education Page The Piano Education Page en Español, Op. 10, No. 1, http://pianoeducation.org/pepesp
© Copyright 1997-2015 John M. Zeigler. Original English version copyright 1995-2015 John M. Zeigler. All rights reserved.